Comparte esto

No cabe duda. Hay gente que tiene muy mala suerte. EL hecho ocurrió en la localidad de Santa Marta, Colombia. Una mujer y su amante se citaron en un lugar público para no levantar sospecha, desde donde irían a un hotel.

El amante apurado ante el calor que invadía su cuerpo, y no encontrar un taxi rápidamente, decidió pedir un servicio de Uber, pero tremenda sorpresa se llevaron cuando, el conductor era el esposo de la señora.

La mujer, también apurada, ante el calor que invadía el cuerpo de su amante, no observo el automóvil, ni tampoco reconoció la figura de su marido al volante. Fue cuando se subió al vehículo que se dio cuenta que dentro estaba su esposo.

Lo que cuentan los amantes, identificados como Yeimy y Jesús Barrios, es que sí se cercioraron de que el conductor no fuera el esposo de la mujer. Al pedir el servicio, el nombre que registraba el conductor no era el del marido. Por eso nunca se imaginaron encontrarlo.

Pero el hombre engañado ya sospechaba de la infidelidad de su esposa, por eso ese día pidió un auto prestado a un amigo para trabajar y seguirla. Así terminó descubriendo que llevaba más de un año de relación con su amante.

Aun no se sabe bien como termino la historia, al parecer ella lo denuncio por negarse a realizar el viaje…

Comentarios
Comparte esto
Tags: ,

Related Article

SÍGUENOS EN FACEBOOK

Publicidad en Humor a lo tico

 

Publlicidad

Social

INSTAGRAM

YOUTUBE

error: Contenido Protegido por derechos de autor, prohibida su reproducción sin previo aviso al correo [email protected]